Unilever, la empresa multinacional con servicios de alimentos, cuidado personal y para el hogar, planea hacer su nueva planta en Colombia. Así se proyecta.

La compañía que en 2015 facturó 53.3 billones de euros en ventas, ahora anuncia proyecto para usar energía renovable en el país diciendo que, en los próximos cinco meses, Colombia producirá tomate para su famosa salsa Fruco.

Cuenta con 13 marcas que tienen ventas anuales de más de un billón de euros. Quiere a Colombia para aumentar sus exportaciones con la implementación de su nueva planta, garantizando que el 100% de su consumo de energía provenga de fuentes renovables, un proyecto sujeto al concepto de sostenibilidad ambiental.

Según Ignacio Hojas, presidente de Unilever Middle Américas: “El compromiso de la compañía con la sostenibilidad va más allá del medio ambiente. Nuestras iniciativas están concebidas con integralidad y buscamos un equilibrio entre el futuro sostenible del negocio, la adopción de hábitos de bienestar que vayan en defensa del planeta y el fortalecimiento de un consumidor más consciente y responsable”.

Nacionalizar y dejar de importar

Los colombianos aman a Fruco. Hace tres años lanzamos un proyecto para que el tomate sea de fuente sostenible. Hoy lo es pero lo que nos queda ahora es garantizar que todo sea colombiano, dando oportunidad de trabajo a pequeños agricultores”, expresó Ignacio.

Unilever en el país cuenta con tres plantas en Palmira (Valle del Cauca) de: alimentos, jabones y detergentes, respectivamente. Uno de sus planes globales a largo plazo es la inversión para que todos los productos que fabrican antes de 2030 no emitan CO2. En cuanto a Colombia en los últimos cinco años redujeron un 75% la huella de carbono y se proyecta a cero.

Lea también:

La FDA emitió una guía para reducir el sodio en los alimentos