Cadenas como el Grupo Éxito, en particular Carulla, y el grupo Cencosud, con Jumbo, han sido importantes aliados para ampliar la oferta de quesos del viejo continente en el mercado nacional.

En 2019, Colombia importó más de 750 toneladas de Queso de la UE por detrás de las 3.633 toneladas de Estados Unidos, conquistando una cuota del el 17,3 % del mercado nacional, donde Francia, Italia y Dinamarca son los principales exportadores, con el 32 %, el 21 % y el 16 %, respectivamente.

En cuanto a los precios, la mayoría de los quesos importados se sitúan entre 4.600 y 12.700 COP (es decir, 1,20-3,20 euros) por 100 gramos, sin embargo la oferta también se ha democratizado con la entrada de productos  a menores precios inferiores, dirigidos al segmento más económico.

Para conocer más a profundidad cómo se ha comportado este mercado en los últimos años, IAlimentos conversó con Charles Duque, Director de CNIEL (French Dairy Board) para las Américas y supervisor de la French Cheese Board.

Lea también: Alimentos especializados ganan terreno en el mercado 

IA: ¿Cuál ha sido el comportamiento en el mercado colombiano de los quesos de origen europeo en los últimos cinco años?

CD: La verdad que ha sido un comportamiento positivo del lado del consumidor, pero también del lado de las redes o de las cadenas de supermercados, las tiendas gourmet, etc. Creo que ha habido varios cambios durante ese tiempo. Al principio habían importadores, distribuidores, habían una cadena de importación bien definida, y algunas exclusividades que fueron cambiando durante ese tiempo.

Ahora lo que estamos viendo son más cadenas de supermercados que están importando en directo y que están enfocados en el mismo tipo de cliente de nosotros y con ellos hemos estado trabajando muy bien.

Por ejemplo, cadenas como el Grupo Éxito, en particular Carulla, y el grupo Cencosud, con Jumbo, han sido unos aliados importantes y hemos visto una evolución en las importaciones de quesos europeos. Por ejemplo, en la última década, de 2010 a 2019, comenzamos con más o menos 85 toneladas de queso en 2010 y hoy estamos en más de 800 toneladas.

Particularmente, hablando de Francia, empezamos con 45 toneladas y hoy estamos a 243, o sea que el mercado ha crecido por muchas razones y creo que todo eso ha sido algo positivo. Creo que también queremos en un futuro atacar el mercado de mantequillas, por ejemplo, que le falta mucho para crecer en Colombia.

También le puede interesar: Empresas más innovadoras del sector agrolimentario, según el World Economic Forum

IA: Analizando el mercado global y la oferta nacional, ¿cuáles son losmayores diferenciadores entre la oferta europea y la nacional, con consumidores que tienen una larga tradición por el consumo quesos locales?

CD: Colombia tiene un sector lácteo muy fuerte. Nosotros y esta campaña en particular no estamos aquí para competir con ese mercado local de ninguna forma, sino más para darle a un cierto tipo de consumidor nicho otras opciones.

Creo que el queso colombiano siempre ha sido un tipo de queso fresco, blando, que tiene un sabor muy leve, y el queso francés es un producto que tiene mucho valor agregado, fabricado por cientos, miles de años, y en su mayoría madurado,  con un sabor más intenso y que ofrece otras texturas que los colombianos y latinoamericanos en general no conocen muy bien.

Hay un periodo grande de aprendizaje, entre lo que se conoce, porque no saben pronunciar los nombres,  no saben cómo utilizarlos ni  cómo incorporarlos en sus dietas diarias.

IA: ¿Cómo impactó la pandemia en el consumo de estos quesos?

 CD: A nivel de industria, sin duda hubo un impacto, pero al tiempo que América se cerraba, Asia se abría, entonces cambiaron un poco la producción de ciertos productos. Había menos queso exportado hacia América, pero, por ejemplo, China pedía más leche en polvo, leche infantil, leche o proteína para ingredientes de ciertos productos, o sea, que la industria pudo reaccionar rápidamente y continuar exportando esos productos que estaban en demanda.

Es verdad que en América disminuyó las importaciones de queso europeo, pero fue mínimo, porque aunque la gente se quedaba en la casa, quería al mismo tiempo darse el placer de vez en cuando, ya que no podían ir a restaurantes.

IA: ¿Qué expectativas tienen o cuál es la meta que tienen parar cerrar este 2021 tanto de importaciones o en volumen de venta?

CD: Para los próximo 3 tenemos la meta de crecer un 2 % en exportaciones. Sin embargo también tenemos el objetivo de aumentar el consumo del queso en general. Creo que en Colombia, actualmente, el consumo mediano es de 1 o 1,3 kilos por persona y en Francia es de 26.

Otros temas de interés: Encuesta de Tate & Lyle revela que los consumidores prefieren productos de panadería con fibra añadida