La industria del plástico en México señala que el uso de este material es una medida de seguridad ante la crisis sanitaria producto del coronavirus COVID-19.

La Asociación Nacional de Industrias del Plástico (ANIPAC), los Industriales de Bolsas Plásticas de México (INBOPLAST) y la Confederación de Cámaras Industriales (CONCAMIN), solicitaron a las autoridades de Ciudad de México reconsiderar la prohibición de bolsas de plástico, la cual entró en vigencia el 1 de enero de 2020.

De acuerdo con una carta enviada al Gobierno capitalino y a las Secretarías de Medio Ambiente y de Salud, la solicitud tiene la finalidad de contribuir a frenar la enfermedad que, al 1 de abril, ha afectado a 1.378 personas en México y, de ellas, a 296 en CDMX.

“Hoy hacemos un llamado a las autoridades para que reconozcan el papel fundamental que el plástico juega en el cuidado de la salud y se pueda utilizar también en nuestro país las bolsas de plástico y artículos desechables, para disminuir el riesgo de contagios del coronavirus”, explicó en el comunicado.

En la carta, los industriales destacaron el caso de países como Estados Unidos, España y Reino Unido, donde la prohibición de bolsas de plástico quedó sin efecto ya que las bolsas reutilizables pueden albergar virus y bacterias facilitando así el contagio del COVID-19, cuyo virus puede estar hasta 3 días en las superficies.

Los industriales señalaron que han trabajado para educar a la población sobre el uso de los plásticos y la importancia de la separación de residuos desde la fuente; y en estos momentos las bolsas de plástico son la mejor alternativa sanitaria incluso para los alimentos.

“Las cadenas de comida rápida suspendieron el uso de vasos, tazas, platos y cualquier utensilio reutilizable para sustituirlo por desechables, éstos son la mejor alternativa sanitaria para el manejo y consumo de alimentos”, señaló Aldimir Torres Arenas, presidente de la ANIPAC.