Una nueva investigación financiada por la Frozen Food Foundation desarrolló una herramienta de modelado para ayudar a la industria de alimentos congelados a comprender y gestionar los riesgos de listeriosis. Los hallazgos se publicarom en la edición de diciembre de 2019 del Journal of Food Protection.

El estudio desarrolló una herramienta de toma de decisiones: Evaluación de riesgo de lote de Listeria de alimentos congelados (The FFLLoRA), que incorpora varios factores, incluidos los atributos de las instalaciones individuales, la prevalencia de Listeria monocytogenes (Lm) y el manejo del consumidor para estimar los riesgos de listeriosis.

“Si bien las enfermedades transmitidas por alimentos relacionadas con Lm rara vez se asocian con alimentos congelados, la industria de alimentos congelados se enfoca en comprender mejor a Listeria para evitar que ocurra un evento de listeriosis”, dijo la Dra. Donna Garren, Vicepresidenta Ejecutiva de la Fundación Frozen Food. “Es por eso que invertimos en investigación científica desde la instalación de alimentos congelados hasta la mesa”.

Si bien los investigadores demostraron que los bajos niveles de Lm en las verduras congeladas generalmente no causaban enfermedades, el estudio también reveló la importancia de las prácticas de producción y las pruebas del producto terminado, junto con la función de los consumidores de seguir instrucciones de cocción validadas.

“El objetivo de la investigación era desarrollar una herramienta para que las empresas evaluaran los riesgos de lotes de producción individuales en función de diversos escenarios”, dijeron los investigadores principales de Cornell, la Dra. Renata Ivanek y el Dr. Martin Wiedmann. “FFLLoRA ayuda a interpretar y evaluar los resultados de las pruebas de productos terminados y puede respaldar las decisiones de seguridad alimentaria para evitar retiros del mercado”.

La autora principal del estudio, la Dra. Claire Zoellner, agregó: “Es importante destacar que el estudio también identificó lagunas de datos clave que se priorizarán en futuras investigaciones, incluida la cuantificación de la necesidad de que los consumidores sigan instrucciones de cocción validadas”.

La investigación de Cornell sobre Lm continuará durante 2020 para proporcionar una mejor comprensión de la prevalencia de Lm en las instalaciones de alimentos congelados y la evaluación de riesgos relacionados.