La FDA dio respuesta a la solicitud de la empresa Bonumose, que en 2018 había solicitado que se revisara el caso de la tagatosa como azúcar añadida.

La Administración de Alimentos y Medicamentos de Estados Unidos (FDA) anunció que el edulcorante conocido como tagatosa deberá ser clasificado en las etiquetas de los productos como un azúcar agregada. 

La FDA toma la decisión luego de que, en el 2018, el fabricante de edulcorantes Bonumose, solicitó a la entidad que eximiera al edulcorante de la designación de azúcares agregados. Bonumose es una empresa reconocida por producir el azúcar a través de un método simplificado que usa almidones y enzimas de origen vegetal.

“No estamos preparados para enmendar nuestras regulaciones con respecto a la declaración de D-tagatosa en las etiquetas de información nutricional en este momento”, afirmó la FDA en su respuesta.

También le puede interesar: HEMO: EL INGREDIENTE QUE TIENE EN DISPUTA A IMPOSSIBLE FOODS Y A MOTIF FOODWORKS

Bonumose había solicitado a la FDA que revisara la clasificación de la tagatosa, pues las investigaciones habían demostrado que este edulcorante no aumenta el riesgo de enfermedades crónicas y, al contrario, que tiene efectos positivos para la salud, lo que entra en conflicto con la lógica detrás del etiquetado de azúcares añadidos.

El presidente ejecutivo de Bonumose, Ed Rogers, señaló que la decisión fue arbitraria y no tiene sentido. “Simplemente es una decisión ilógica y una decisión inconsistente. Y creemos que uno que finalmente cambiará”, afirmó.

Sin embargo, la decisión de la FDA está basada en que la tagatosa tiene demasiadas calorías para estar exenta de la designación de la etiqueta. La tagatosa tiene 1,5 calorías por gramo, mientras que la alulosa, otra alternativa a la azúcar, tiene 0,4 calorías o menos por gramo.

“Esa es la razón que dieron, pero creemos que hacerlo fue arbitrario porque ignoró los otros beneficios para la salud”

Ed Rogers, presidente ejecutivo de Bonumose

Por su parte, Rodgers señaló que la FDA comete un error, pues está tomando una decisión únicamente en función del recuento de calorías, especialmente cuando la carga calórica de la tagatosa es mucho menor que la de los edulcorantes de azúcar más tradicionales.

Por el momento, y con las nuevas leyes de etiquetado en mente, empresas como Bonumose, que estaba lista para producir y comercializar en grandes cantidades la tagatosa, posiblemente se vean afectadas, pues el hecho de clasificarse como azúcar añadida, puede influenciar en la decisión de compra de los fabricantes.