Impossible Foods, fabricante de carnes alternativas, demandó a su competidor, Motif FoodWorks, alegando que utilizaron su patente de hemo, la molécula clave para replicar el aspecto, textura y sabor de la carne convencional

Una batalla legal se vive entre dos empresas dedicadas a la producción de carne alternativa. Se trata de Impossible Foods, creadora de la popular Impossible Burger, y de Motif FoodWorks, una escisión de la compañía de biotecnología Ginkgo Bioworks, que se han enfrascado en un conflicto de patentes por el hemo, una molécula clave para darle el sabor, la textura y el aspecto a la carne convencional.

De acuerdo a Impossible Foods, Motif ha infringido su patente de la molécula hemo con Hemami , una proteína hemo derivada de levadura para su uso en alternativas a la carne a base de plantas, que estuvo disponible comercialmente para su distribución a gran escala a fines del año pasado. Específicamente, Impossible Foods citó su patente para un “producto de réplica de carne de res” que contiene, entre otras cosas, “una réplica de músculo de entre 0,1% y 5% de proteína que contiene hemo”

La demanda de Impossible señala que el hemo es un “componente central del atractivo de la carne” y que la compañía incorpora la proteína en su hamburguesa a base de plantas para replicar el sabor, el olor y la “experiencia sensorial general” de la carne. El hemo en los productos de Impossible proviene de la leghemoglobina de soja, que la empresa utiliza para desarrollar la molécula a partir de una cepa de levadura patentada en un proceso protegido también por patente.

También le puede interesar: EL IMPACTO DEL CONFLICTO UCRANIA-RUSIA EN LOS COMMODITIES

Por su lado, Motif FoodWorks respondió que Impossible Foods nunca debería haber recibido la patente en primer lugar. En una petición solicitando una revisión de la patente, Motif identificó patentes y literatura relevantes que eran públicas antes de la fecha en que Impossible Foods afirma haber descubierto su invención. 

El ingrediente que Impossible Foods declara haber descubierto se ha vendido en productos alimenticios durante décadas, por lo que la inclusión de una proteína hemo en un producto alternativo a la carne no es patentable. 

El reclamo también establece que el ingrediente hemo de Impossible Food es idéntico a la leghemoglobina de soja, que se encuentra en las plantas, mientras que el ingrediente Hemami de Motif FoodWork es idéntico a la mioglobina bovina, que se encuentra en el tejido muscular de las vacas.

Motif FoodWorks planea presentar una moción solicitando al tribunal de distrito en Delaware, donde Impossible Foods presentó su demanda, que suspenda el litigio pendiente de acción de la oficina de patentes.