Jonathan Riechert, ingeniero corporativo sénior de innovación en Tyson Foods, dio sus impresiones sobre los avances en digitalización en la industria de alimentos y bebidas.

El objetivo de continuar la digitalización en la industria  de alimentos y bebidas ha supuesto todo un desafío para el sector. De acuerdo con Jonathan Riechert , ingeniero corporativo en Tyson Foods, los avances en digitalización son notorios pero considera que hay campos en los que se puede mejorar.

Para Riechert, uno de los actores que buscan impulsar la digitalización en la industria de los alimentos y las bebidas, la automatización es uno de los factores que genera la necesidad de digitalizar los procesos. A su vez, la automatización es el resultado de las crecientes exigencias de seguimiento y control que se están introduciendo en el campo.

“Estamos empezando a ver que son las normativas las que impulsan la transformación y no la necesidad de mejoras en los procesos, los productos o el ahorro de costos” señaló Riechert. Para el experto, la verdadera necesidad de estar a la vanguardia en digitalización radica en saber datos precisos sobre los procesos que se llevan a cabo automáticamente.

Mayor nivel de automatización se traduce en menor participación humana, por lo que la digitalización debe estar orientada a obtener la información de las máquinas o robots que se encargan de los distintos procesos.

“Actualmente existe la necesidad de saber de dónde proceden todos los datos en una cadena de abastecimiento. La digitalización nos permite cumplir con las nuevas normativas más fácilmente y ofrecer a la empresa ventajas adicionales mediante el seguimiento automático de los datos de procesos” afirmó el experto.

También le puede interesar: Las fronteras y tendencias de crecimiento en la industria de alimentos y bebidas

A pesar de que existen grandes avances en la materia y que la industria ya está encaminada a un mayor nivel de digitalización, existen varios ámbitos en los que se puede mejorar. Un ejemplo que Jonathan Riechert expone es el de la compañía Tyson Foods, donde el mayor desafío ha sido mantener actualizados los equipos y las redes de conexión y tener claridad sobre cómo aplicar la información obtenida en los procesos deseados.

“Sabemos cómo digitalizar y obtener datos pero seguimos intentando averiguar cuál es la mejor manera de aplicar ese conocimiento a nuestra actividad”  Jonathan Riechert.

Finalmente,  mencionó las interrogantes que se deben responder a la hora de plantear o buscar solucionar una necesidad relacionada a la digitalización.

  • ¿Cuál es el principal escollo en el proceso?
  • ¿Cuál es la información más importante que se debe ver?
  • ¿Cuál es la mayor repercusión?

“Las respuestas a estas preguntas constituyen un punto de partida perfecto y también se pueden generar nuevas preguntas más adelante, preguntas que no nos habríamos planteado antes” finalizó Riechert.