Las empresas de la industria que mejor se anticipen el cambio serán las líderes en el mercado del mañana. A continuación diez claves para enfrentar con éxito la nueva realidad.

Globalización de las cadenas de suministro de alimentos

Se comercializan más alimentos a través de las fronteras que nunca. Las empresas tienen hambre de crecimiento y buscan aumentar los ingresos en los mercados extranjeros. Ante unos márgenes muy reducidos, las empresas se abastecen de proveedores de bajo coste de todo el mundo. La globalización está aumentando los riesgos para la calidad y la seguridad alimentaria, y está dificultando la trazabilidad y el control de las cadenas de suministro.

Integración de cadenas de suministro

A medida que el comercio mundial de alimentos se somete a más regulaciones, las empresas de alimentos están gastando millones en la integración de sus cadenas de suministro para mejorar la seguridad y la trazabilidad. Al mismo tiempo, los gobiernos están emitiendo anuncios estratégicos y de políticas para fomentar la integración de las cadenas de suministro para ayudar a realizar mejoras.

Escándalos y escrutinio creciente

Los escándalos de fraude y seguridad alimentaria de alto perfil están provocando preocupaciones de salud pública y dañando la confianza en la industria y en los gobiernos de todo el mundo. Con la ubicuidad de las redes sociales y el creciente interés público, una sola falla en el control de calidad puede convertirse rápidamente en un escándalo que acapara los titulares internacionales. 

Estándares regulatorios crecientes

Los gobiernos, principalmente China y Estados Unidos, están adoptando regulaciones más estrictas y complicadas para los estándares de calidad, la supervisión y las sanciones. Esto crea un riesgo de cumplimiento sin precedentes y costos adicionales para las empresas con operaciones, proveedores o clientes en múltiples jurisdicciones. 

Cambio en el poder económico mundial

El crecimiento de las economías de Asia, especialmente China e India, está creando enormes nuevos mercados de consumidores. En 2015, la población de clase media de Asia-Pacífico superará a la de Estados Unidos y Europa juntos. Para 2030, pronosticamos que el poder adquisitivo de las economías del E7 superará al del G7.  

Avances tecnológicos y científicos

Los avances científicos están aumentando nuestra capacidad para detectar peligros e identificar riesgos. Las nuevas tecnologías, como el mapeo GPS en la granja y el etiquetado de ADN, ahora son comercialmente viables. Junto con el análisis de datos, estas tecnologías pueden permitir controles más estrictos a lo largo de toda la cadena de suministro que mejorarán la calidad y la eficiencia. Los avances en la trazabilidad aumentarán la responsabilidad y permitirán a las empresas ejecutar retiros rápidos y específicos. La trazabilidad combinada con las redes sociales brindará a los consumidores una transparencia sin precedentes sobre los orígenes y los ingredientes de sus alimentos. 

Cambio de la demanda de alimentos

El desarrollo económico y el crecimiento de la población están impulsando aumentos en el consumo general de alimentos, mientras que una clase media en crecimiento exige una mejor calidad y más variedad. El mayor poder adquisitivo se ha traducido en un aumento significativo en el consumo de productos proteicos intensivos en recursos, con importantes implicaciones para el medio ambiente y la agricultura. La demanda de ciertos estándares, como orgánicos o halal, también está creciendo. 

Consumidores empoderados

Internet brinda a los consumidores acceso a una gran cantidad de información sobre alimentos y problemas de salud. Al mismo tiempo, las redes sociales permiten a cada consumidor compartir y documentar sus opiniones sobre la calidad y seguridad de los productos alimenticios. Sin usar nada más que su teléfono, cualquiera puede usar texto, imágenes y videos para exponer problemas y desencadenar un escándalo de alimentos. En respuesta, las empresas de alimentos están invirtiendo más en comunicaciones, gestión de riesgos y planificación de respuesta a crisis. 

Del cumplimiento a la ventaja competitiva

Las compañías de alimentos de clase mundial están estableciendo estándares internos que son mucho más estrictos que los exigidos por la ley. En lugar de simplemente cumplir con los requisitos de seguridad reglamentarios, su objetivo es una calidad excepcional que los distinga de su competencia y genere la confianza del consumidor y la lealtad a la marca.  

Crecimiento de la población y escasez de recursos

Con el crecimiento de la población y la prosperidad, la producción agrícola deberá aumentar en un 70% para alimentar a la población mundial en 2050, pero nuestro consumo actual de recursos ya es insostenible. Los gobiernos y las empresas están utilizando nuevas tecnologías, adquisiciones corporativas e incluso relaciones diplomáticas para asegurar el acceso a los recursos hídricos, energéticos y terrestres necesarios para garantizar un suministro de alimentos suficiente en el futuro.