Coca-cola lanzó nueva estrategia en materia de envases, con la que se unió a la start-up danesa Paboco (The Paper Bottle Company) para crear botellas a partir de materiales renovables, reciclables y biodegradables. El resultado de estos esfuerzos es un primer prototipo de producto de una botella de papel.

“Nuestro objetivo es crear una botella de papel que pueda reciclarse como cualquier otro tipo de papel. Este modelo es el primer paso para lograrlo. Una botella enteramente de papel abre todo un mundo de posibilidades y estamos convencidos de que los envases en este material jugarán un rol importante en el futuro”, ha señalado Stijn Franssen, EMEA R&D Packaging Innovation Manager de Coca-Cola, que forma parte del proyecto.

También le puede interesar consultar nuestra guía de proveedores especializada en envases y empaques para alimentos

La botella es un primer paso hacia un futuro más sostenible, pero aún falta camino por recorrer ya que este primer prototipo aún tiene una pequeña parte compesta por plástico “Consta de una carcasa de papel con un tapón de plástico y un fino revestimiento de este material también en el interior. Se trata de plástico 100% reciclado y que se puede procesar nuevamente, pero nuestro propósito es crear una botella de papel que se pueda reciclar como cualquier otro papel. Lo próximo será encontrar una solución que permita generar una botella sin ese revestimiento plástico”, ha apuntado Stijn

La iniciativa se enmarca dentro de World Without Waste (Un Mundo sin Residuos), la estrategia global de Coca-Cola en materia de envases, por la que se compromete a recoger y reciclar el equivalente al 100% de las latas y botellas que comercialice para 2030.