En un estudio reciente realizado por la consultora NielsenIQ, revelan cómo las loncheras han cambiado a opciones más nutritivas, convenientes y asequibles.

Evidentemente, la pandemia del COVID-19 cambió la cotidianidad y, por tanto, los hábitos de consumo de la población, haciendo que esto se volcara a las loncheras en casa: bebidas (45 %), productos de panadería (28 %) y frutas y verduras (18 %), de acuerdo con el ‘Estudio del Panel de Hogares de Colombia de NielsenIQ’.

Por ejemplo, encontraron que los jugos de fruta y el café molido están entre los favoritos en la categoría de bebidas. Y, a pesar de que los consumidores buscan meriendas “prácticas” y “rápidas”, prefieren el café molido, frente al instantáneo.

El informe destaca también que en los hogares de niveles socioeconómicos más altos, las frutas son el tentempié preferido, mientras que los hogares de niveles socioeconómicos medios y bajos recurren a los productos de panadería, como el pan, la pastelería y las galletas.

“Las familias con más poder adquisitivo consumen más fruta, mientras que los consumidores restringidos económicamente se limitan a las bebidas entre el desayuno y el almuerzo. Los hogares colombianos de todos los estratos socioeconómicos prefieren el pan y las harinas para la merienda vespertina, mientras que la fruta prácticamente desaparece del menú de la tarde”, explicó Sonia Medina, líder del Panel de Hogares de NielsenIQ en Colombia.

Horarios de consumo

Nielsen reveló que el 84 % de los hogares colombianos consumen alimentos entre comidas y que la merienda de la tarde ha tomado relevancia dentro de los hogares, teniendo en cuenta que el 69 % de los consultados prefiere esa hora, en comparación con la mañana.

El consumo de “media mañana” se ha reducido, debido a que, según explicaron, los consumidores aplazan un poco el desayuno (a causa de que están en casa) y esperan una comida abundante como lo es el almuerzo en los platos colombianos.

Conozca los emulsificantes, antiespumantes, acidulantes y otros productos de Protécnica Ingeniería acá.

Sin embargo, las personas siguen teniendo preferencias marcadas, dependiendo el horario de consumo: la manzana y el banano son las frutas preferidas para el snack de la mañana por su comodidad y fácil acceso, mientras que, por la tarde, los productos de panadería preferidos son el pan fresco casero, las galletas y la arepa.

Lista de compras

“Llama la atención que los productos y marcas especialmente creados para los niños y consumidos por ellos no estén en los primeros lugares de los alimentos más incluidos por los hogares en las meriendas”, lo que según la líder del Panel de Hogares de NielsenIQ.

Esto lo menciona, refiriéndose a que cada vez hay más familias reunidas en casa a lo largo del día, y por eso las meriendas se han convertido en un sustituto de las loncheras y un consuelo para los padres colombianos que necesitan dar a los niños las comidas que antes recibían en el colegio.

“Los niños en casa consumen los mismos tentempiés que los adultos, y las loncheras de los niños en casa difieren mucho de cuando están en el colegio, donde son más habituales los productos divertidos y envasados”, explicó Medina.

Estos cambios en los hábitos han dado protagonismo a las frutas, los panes y las bebidas, debido a los precios, por lo que esta experta recomienda a los fabricantes dar prioridad a opciones tan saludables como las que se preparan en casa que, a su vez, sean prácticas para llevar.

“La clave del estudio para los fabricantes especializados en productos para loncheras, especialmente para niños, es la constatación de que la pandemia ha permitido a los padres echar un vistazo más completo a lo que sus hijos consumen durante el día, lo que ha generado un cambio hacia productos más nutritivos, preparados en casa y más económicos”, concluye.

Le puede interesar: ¿Cuáles son los retos al implementar auditorias remotas en la industria?