PepsiCo y Schneider Electric anunciaron el lanzamiento de pep+ REnew, la primera iniciativa de socios de la cadena de valor de este tipo en la industria de alimentos y bebidas.

Junto con Schneider Electric, la consultora global líder en compras corporativas de energía renovable, PepsiCo dio a conocer la iniciativa pep+ REnew, una de las primeras colaboraciones de este tipo, y la primera en la industria de alimentos y bebidas para aumentar el acceso de los socios de la cadena de valor a la electricidad renovable como parte del objetivo de la compañía de lograr cero emisiones netas para 2040.

La colaboración tiene como objetivo acelerar la adopción de electricidad renovable y crear un sistema alimentario más resistente y eficiente en carbono como parte de la transformación pep+ (PepsiCo Positive) de PepsiCo

El proyecto pep+ REnew está diseñado para lograr dos objetivos: educar a los socios de la cadena de valor de PepsiCo sobre sus opciones de electricidad renovable y acelerar la transición a la electricidad renovable a través de acuerdos de compra de energía agregada (PPA) y otras opciones de adquisición de electricidad renovable. 

También le puede interesar: CONOZCA LAS SOLUCIONES A LOS PROBLEMAS DE INOCUIDAD ALIMENTARIA A NIVEL MUNDIAL

“La creación de pep+ REnew respalda directamente nuestro ambicioso objetivo de lograr cero emisiones netas en toda nuestra cadena de valor para 2040, una década antes de lo que exige el Acuerdo de París”, dijo Jim Andrew , director de sustentabilidad de PepsiCo. “A través de pep+ REnew, alentaremos a nuestros socios a reducir sus emisiones de Alcance 2 a través de la adquisición de electricidad renovable, ayudándonos a cumplir nuestros propios objetivos de Alcance 3″.

Desde PepsiCo afirman que pep+ es la transformación integral estratégica de la compañía con la sustentabilidad y el capital humano en el centro de cómo creará crecimiento y valor al operar dentro de los límites del planeta e inspirar un cambio positivo para el planeta y las personas.

Quince de los mercados de la compañía ya han hecho la transición a la electricidad renovable, incluidos EE. UU. y México , el primer y segundo mercado más grande de la compañía, avanzando hacia su objetivo de electricidad 100 % renovable en sus operaciones directas para 2030.