Según el portal web Business Insider y Reuters, Coca-Cola informó ganancias y ventas trimestrales mejores a las esperadas, ya que vendió más té, cafés y agua con vitaminas, lo que elevó sus acciones un 2,4%.

Sin embargo, la compañía reportó una pérdida neta de $2.750 millones de dólares, o $0,65 de dólares por acción debido principalmente al cambio de impuestos.

Es decir, este fabricante de bebidas recibió un cargo de $3.6 millones relacionados con las nueves leyes de impuestos en EE.UU.

Por otro lado, las ventas orgánicas, que excluyeron el impacto de los esfuerzos continuos de la compañía por refinanciar sus operaciones de embotellado, aumentaron un 6%, ayudado por la demanda de productos como Georgia Coffe y Glaceau Vitamin Water.

En cambio, los ingresos netos disminuyeron a $7,51 mil millones de dólares de $9,41 mil millones que tenían un año antes, pero superaron la estimación de los analistas que le colocaban $7,36 mil millones de pesos.

La Coca- Cola dietética y la Fanta reportaron una pérdida neta de $ 2.750 millones de dólares, o 65 centavos por acción, en el cuarto trimestre que terminó el 31 de diciembre. Esto por un cargo de $ 3.6 mil millones de dólares relacionado con la nueva ley tributaria. En el 2016, la compañía había reportado una ganancia de $550 millones de dólares, o 13 centavos por acción.

Finalmente, aunque las ventas cayeron un 20%, los márgenes de la compañía mejoraron en 3,15%, debido a desinversiones de negocios embotelladores de margen inferior.

(Reporte de Nivedita Balu y Sangameswaran S en Bengaluru; Edición de Saumyadeb Chakrabarty)