EL Té COMO IMPULSOR EN EL MERCADO DE BEBIDAS


Contrario a los crecimientos estáticos del mercado de gaseosas, el té se posiciona como una de las bebidas que prometen mayor crecimiento en variedades y consumo.

En los últimos años hemos asistido a una revolución en el mercado de bebidas. La preocupación del consumidor por la salud y el tiempo, cada vez más escaso, del que éste dispone, lo ha llevado a propiciar cambios en las bebidas que consume. Debido a esto, categorías como la de las gaseosas se encuentran en niveles de crecimiento casi vegetativos a nivel mundial. Los fabricantes deben enfocarse en opciones más saludables como aguas, jugos y bebidas de té.

El dinamismo en el mercado del té ha sido fomentado por el auge del consumo del té frío. Varios factores han sido determinantes en esto. En primer lugar, la preocupación por la salud ha llevado a los consumidores a reemplazar algunas bebidas consideradas poco saludables como las gaseosas.

Las bebidas de té han sabido captar buena parte de los consumidores que piensan en su salud y buscan una bebida con un sabor agradable. Además, el té ha gozado de los recientes hallazgos en cuanto a sus propiedades antioxidantes, las cuales le otorgan un plus frente a las otras opciones de la categoría.

La forma de beber el té ha cambiado: de tomarse como infusión ha pasado a consumirse frío. En esto, además de la diferencia en las sensaciones otorgadas, ha influido la necesidad de practicidad por parte del consumidor.

Dentro de las ofertas de té frío, el consumidor tiene la opción entre las bebidas de té listas para consumir (RTD por sus siglas en inglés) y las mezclas para bebidas instantáneas. Llama la atención que el número de lanzamientos en bebidas de té RTD ha tenido un crecimiento del 20% anual en el mundo, por dos años consecutivos. Según la base de datos Mintel, la región que más contribuye en el número de lanzamientos es Asia-Pacífico con el 50% de los lanzamientos. Le siguen Norteamérica y Europa, con un poco más del 20% cada una. Muy lejos llegan Latinoamérica y áfrica, con un 6% y un 2% respectivamente.

La oferta de bebidas de té RTD en países como Estados Unidos es muy variada. El consumidor puede escoger entre té negro, verde, blanco e incluso otras plantas como la yerba mate de Argentina. El campo de sabores es también muy variado.

En Colombia son pocos los fabricantes que han incursionado en el campo del té frío. En bebidas instantáneas encontramos a Nestlé, Kraft y Agrícola Himalaya. En el campo del té RTD, Mr Tea de Postobón fue por muchos años la única oferta disponible, a la cual se ha venido a sumar Lipton, comercializado por Pepsi. Las marcas propias han entrado también en esta batalla, con la incursión reciente de Carrefour en el mercado.

En los últimos meses se ha visto una ampliación en los tipos de té que se ofrecen al consumidor. Hasta hace poco el único perfil que se había manejado era el del té negro. Hoy encontramos unos primeros productos de té verde bajo las marcas de Mr. Tea y la marca propia de Carrefour. Los sabores que han dominado el mercado del té frío han sido el durazno y el limón.

Entre los productos que se encuentran en el mercado se destacan el té con sabor a Maracuyá de Ice Tea (Agrícola Himalaya) y el recientemente lanzado Nestea de Naranja. Por otro lado, es interesante la propuesta de Carrefour de gasificar sus bebidas de té, algo que no se había visto hasta el momento y que amplía las fronteras en las que se venía manejando el té líquido en Colombia.

Con la velocidad vertiginosa a la que se mueve hoy en día el mercado de bebidas, los fabricantes deben adaptarse para poder responder a las demandas crecientes de los consumidores de productos saludables, prácticos y que proporcionen una experiencia diferente. En este marco de referencia, el té es hoy en día una opción que las empresas del sector deben considerar.